Entradas

Headhunting: enfoque en profesionales de alto perfil.

Uno de los retos más grandes a la hora de crear equipos de trabajo, especialmente en el rubro
de TI, es el encontrar ejecutivos senior, gerentes y directores que combinen experiencia,
dominio técnico y habilidades gerenciales como liderazgo, administración de equipos y gestión de proyectos.

Si bien muchas veces los servicios de reclutamiento pueden ser efectivos en la búsqueda de
talento, muchas veces se enfocan en profesionales que están en búsqueda activa de empleo mediante canales tradicionales como bolsas de trabajo o ferias en universidades.

¿Cuál es la diferencia con los de alto perfil? Que por los años de experiencia, especialización y
responsabilidad, muchos se encuentran colaborando en otros proyectos, ya sea como
consultores, emprendiendo o como parte de alguna empresa, por lo cual no están en búsqueda activa de empleo y sus habilidades son de gran valor para las organizaciones.

Por ello, el mercado laboral cuenta con especialistas clave para encontrar este tipo de talento
con alto valor en las industrias a fin de que puedan aportar incorporándose a proyectos de alto perfil. Hablamos de los headhunters.

El headhunting es un método de selección de personal de carácter proactivo, en el que se
busca candidatos altamente calificados para puestos de nivel superior y ejecutivo, a diferencia del reclutamiento que se enfoca en invitar a los candidatos a que apliquen para las vacantes.

Podemos mencionar tres ventajas principales del headhunting:

  1. Reducen y optimizan tiempo, evitando a la empresa que el proceso de reclutamiento se
    alargue innecesariamente.
  2. Confidencialidad. Dado el perfil, las vacantes no se publican en bolsas de trabajo, sino
    que se enfoca en buscar candidatos que cumplan con requisitos.
  3. Menor costo, ya que las organizaciones no tienen que invertir en una infraestructura
    enfocada en buscar a altos perfiles.

En Grupo CINTE uno de nuestros servicios principales es el headhunting especializado en
ejecutivos de nivel gerencial con conocimientos en la industria de Tecnología de Información,
enfocándonos en aquellas que buscan llevar a cabo procesos de transformación digital o que
se quieran integrar al modelo de industrias 4.0.

Servicios administrados: eficiencia en proyectos de TI

La transformación de las empresas hacia un modelo de industria 4.0 enfrenta nuevos
retos. No es un simple proceso para adaptar plataformas digitales, sino que éstas ya
forman parte cotidiana de la operación diaria del negocio.

A las necesidades que hemos conocido y atendido en años recientes como seguridad de la
información o implementación de sistemas ERP para asegurar la calidad en los procesos hay que agregar tendencias que conocimos hace algunos años como Internet de las cosas
(IoT), el uso de Big Data para conocer a los clientes, los servicios de impresión 3D o los usos cotidianos de realidad aumentada.

Esto implica contar con profesionales especializados, dispuestos a aprender y adaptarse a
estos cambios, pero también con líderes para equipos de trabajo dispuestos a conducir y llevar proyectos para cumplir los objetivos de las empresas. Hablamos de un perfil que cuenta con competencias más allá de lo operativo y soft skills como manejo de equipos, gestión de tiempo y planeación estratégica.

Para el proceso de transformación digital, las necesidades de las empresas se enfocan
tanto en sus procesos como en el uso más eficiente de recursos y buscan el apoyo de sus aliados estratégicos en aspectos como:

  • Mejoras en la conexión y comunicación.
  • Optimización del tiempo.
  • Mayor alcance a menor costo.
  • Experiencia de usuario.
  • Análisis de datos en tiempo real.
  • Protección de datos.
  • Posicionamiento de marca.

Hoy en día, las empresas buscan no solamente integrar a consultores o a especialistas
para sus proyectos de TI sino a un perfil más especializado que conduzca y dirija a ese
equipo para la implementación exitosa de esos proyectos, que puedan administrar el
capital humano y los recursos del equipo para una conclusión en tiempo y forma.

Con este escenario, se abre la oportunidad a nuevos esquemas de colaboración con
empresas. Por ello, Grupo CINTE lanzó en 2019 un nuevo esquema de servicio para las necesidades en TI conocido como Servicios administrados.

Este esquema incluye la integración de consultores para formar equipos de trabajo, así
como líderes que coordinen esos equipos para el logro de metas en el tiempo estipulado de acuerdo con las necesidades y objetivos del cliente, cumpliendo con los estándares de
calidad, tiempo, seguridad, procesos y procedimientos.

El esquema de servicios administrados tiene varias ventajas:

  1. Reduce los tiempos de adaptación del equipo al esquema de trabajo de la
    empresa a la que se incorpora.
  2. Se establece un canal de comunicación más directo entre las áreas de TI del
    cliente con los consultores a través del líder.
  3. Mayor control en los tiempos de desarrollo y entrega de proyectos.

Después de casos de éxito con empresas importantes del sector, la efectividad de los
servicios administrados ha hecho posible abrir esta opción tanto a los clientes de Grupo CINTE como a aquellas empresas que buscan aumentar su efectividad al implementar proyectos de transformación digital.

Semilleros: 4 puntos clave de formar talento

Al conformar equipos de trabajo que requieren personal joven que se adapte a los valores de la empresa y pueda hacer carrera en ella surgen dos opciones: reclutarlo y formarlo de manera interna o buscar asesoría para buscar talento para los niveles de entrada.

Existen muchos factores a tomar en cuenta: la búsqueda de experiencia por parte de los recién egresados, la curva de aprendizaje, así como el tiempo que les tomará adaptarse a la cultura organizacional e integrarse a los proyectos clave.
Por ello existen alternativas como los programas de semilleros. Estos consisten en la selección y capacitación de jóvenes profesionales o perfiles junior para su incorporación a una empresa en los niveles de entrada.

También se aplica este término a los mismos profesionistas, que comúnmente son jóvenes estudiantes o recién egresados que poseen poca experiencia profesional y buscan formación profesional que los convierta en candidatos idóneos para el mercado laboral.
Según sondeos de Grupo CINTE, para el 65 por ciento de la generación Y que conforma a sus grupos de semilleros, el desarrollo profesional es uno de los factores más relevantes en sus carreras. Buscan aprender mientras forman parte de un proyecto, pero también aportar a sus áreas.

Hasta ese punto, su formación se ha basado en trabajos académicos y proyectos en grupo. En algunos casos, han extendido su experiencia universitaria con cursos presenciales o en línea, desarrollando competencias para buscar soluciones en la red e incluso ser autodidactas en el uso de herramientas digitales.

Existen 4 ventajas clave en solicitar un programa de semilleros:

  1. Se ahorra tiempo en reclutamiento y selección, especialmente si el área de RH
    tiene pocos elementos o los requerimientos de TI son muy específicos.
  2. Cuentan con personal joven dispuesto a aprender y adoptar la cultura de la
    organización, muchas veces como su primer empleo.
  3. La formación puede ser personalizada o apoyarse con una empresa que tenga
    experiencia en la industria de Tecnologías de Información (TI).
  4. Más de la mitad de los semilleros están dispuestos a aceptar puestos que implican mayor responsabilidad, ya que buscan un plan de carrera.

Con 17 años enfocados en talento para la industria de TI, Grupo CINTE ha lanzado varios programas anuales de semilleros con el objetivo de apoyar a la incorporación de talento joven a la industria de TI para aportar en proyectos de transformación digital. Te recomendamos estar al pendiente de futuras convocatorias.